Nuestra historia

En los años sesenta, en la localidad pacense de Zalamea de la Serena, se unieron en matrimonio Ángel y Matilde y fundaron una carnicería–charcutería donde elaboraban productos del cerdo ibérico para su venta.

De este matrimonio, nació en 1963 Juan Pedro Centeno Pozo, que con doce años tenía la inquietud de conocer las actividades de las matanzas y se prestaba a ayudar a sus padres en la realización de dichas tareas.

Fue en 1988 cuando Juan Pedro decidió hacer una fábrica de jamones y embutidos con el nombre de Centeno Pozo. Desde entonces, sigue dedicando horas interminables de trabajo para conocer los cerdos ibéricos 100% en el manejo de la dehesa y en la industria, corrigiendo errores hasta llegar hoy en día a una buena sabiduría del entorno del cerdo ibérico 100%.

Centeno Pozo está acogida a la norma de calidad del Ibérico, jamón, paleta, caña de lomo y carne fresca. Estamos en proceso de adaptación de la norma sanitaria BRC y IFS.



Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, elaborar información estadística, analizar sus hábitos de navegación e inferir grupos de interés. Al clicar en "Aceptar" o SI CONTINÚA NAVEGANDO, ACEPTA SU USO. Puede cambiar la configuracion u obtener mas informacion Aqui.

  Acepto las cookies de este sitio.